La importancia de aprender del campo – Nidera Argentina

La importancia de aprender del campo

La importancia de aprender del campo

noticia_78_La importancia de aprender del campoEl comienzo de los estudios superiores en materia agropecuaria se remite al 6 de agosto de 1883 en el Instituto Agronómico-Veterinario de la provincia de Buenos Aires.

El Instituto ocupaba el predio de la antigua estancia Santa Catalina, de los hermanos Robertson -ubicada en el actual partido de Lomas de Zamora- y tenía como objetivo “aplicar los descubrimientos de la ciencia a las diversas ramas de la producción animal y vegetal, formar hombres expertos y observadores capaces de mejorar los procedimientos de la explotación del suelo”.

Es en conmemoración de este hecho que el 6 de agosto de 1959 se instituye el “Día de la Enseñanza Agropecuaria”.
Desde entonces hasta ahora varias generaciones de jóvenes han pasado por las escuelas agropecuarias, primer paso para la formación de los futuros hacedores de la producción agroindustrial de nuestro país.
Más allá de su rol educativo, la escuela rural en la Argentina es hoy un actor clave para la comunidad y la familia rural ya que persiste en el territorio garantizando el arraigo, pero además es el ámbito donde la educación se plasma a partir de los valores, los conocimientos y las experiencias locales y es la primera oportunidad que tiene el país de afianzar su futuro como productor de alimentos para el mundo.

Las escuelas agrotécnicas son hoy el primer paso hacia la formación de los futuros productores de la Argentina. Es desde allí, donde la sociedad tiene la chance de educar y generar conciencia para que nuestro país sea un productor sustentable de alimentos. También es desde allí donde se puede acompañar el gran avance tecnológico que ha tenido el sector, uno de los más competitivos de la economía argentina, y que obliga cada vez más a contar con productores capacitados, que sepan aprovechar los avances en pos de una mayor productividad.
Por estas, y múltiples razones más, desde Nidera valoramos y apoyamos a todos quienes forman parte de la educación agroindustrial argentina y le damos nuestro apoyo. ¿Cómo? Desde hace ya varios años, Nidera cuenta con el concurso ¿Qué hay de nuevo en mi suelo? (www.qhdn.com.ar), que ya está en su quinta edición y, recientemente, con una plataforma informativa denominada Agricultura Consciente (www.agriculturaconsciente.com) que incluye charlas informativas y tutoriales sobre el correcto uso de fitosanitarios.

Cada campaña, alumnos de escuelas agropecuarias de distintas regiones del país se suman a ¿Qué hay de nuevo en mi suelo? que ofrece la oportunidad de aprender a cultivar maíz, soja o trigo en forma sustentable, sin perder de vista el cuidado del suelo y las buenas prácticas agrícolas. En grupos, los alumnos compiten por obtener la experiencia mientras aprenden haciendo, desarrollando paso a paso las prácticas agrícolas que requiere cada cultivo. En cada edición, un prestigioso jurado de profesionales vinculados al sector selecciona a un grupo ganador por zona.

Un promedio de 70 escuelas de diversas regiones del país vienen participando de cada edición. Cada grupo de alumnos, junto a su docente, investiga y trabaja con materiales reales. Los ganadores reciben importantes premios, como Ipods, Netbooks, bolsas de dormir y caladores. Además, los docentes y escuelas ganadoras también reciben invitaciones a importantes eventos relacionados con el agro, computadoras, estaciones meteorológicas y valijas Nutritest. Pero lo más importante es que donde un grupo de alumnos de una escuela agrotécnica se preguntó “¿Qué hay de nuevo en mi suelo?”, allí quedó sembrada la experiencia de hacer agricultura sustentable.
Porque confiamos en estas instituciones y en su gente, porque valoramos su esfuerzo, porque compartimos los objetivos y los deseos de crecer en forma sustentable, desde Nidera queremos saludar a todos quienes hacen la educación agropecuaria del país.