Se realizó el viaje de Voluntariado 2016 a Santiago del Estero – Nidera Argentina

Se realizó el viaje de Voluntariado 2016 a Santiago del Estero

Se realizó el viaje de Voluntariado 2016 a Santiago del Estero

La  primera semana de noviembre se llevó a cabo la experiencia de Voluntariado Corporativo, donde un grupo de empleados de las oficinas de Paseo Colón viajó a Ojo de Agua, Santiago del Estero, para colaborar con dos escuelitas rurales de la zona. Se realizaron talleres de reflexión y juegos con los chicos y maestros, y también tareas de pintura, refacción, armado de huerta y biblioteca, entre otras actividades.

En este cuarto viaje de voluntariado participaron 10 colaboradores, quienes se ofrecieron para integrar la comitiva, luego de varias reuniones informativas. El itinerario fue de dos días e incluyó la visita a las escuelas de los parajes de Taco Isla y Paso de Oscares.

El primer día se visitó la escuela Nro. 887 “Fray Luis Beltrán”, de la localidad de Taco Isla, donde los voluntarios, con ayuda de los chicos, pintaron la escuela completa y armaron una huerta donde se plantó maíz, acelga, tomate, zapallo y varias plantas aromáticas, que quedó a cargo de su director, Aldo Zerda. Además, se realizaron talleres de reflexión con los chicos, papás y maestros, a cargo del filósofo Francisco del Campo, integrante del Instituto Emmanuel Mounier.

El segundo día se visitó la escuela N°958 de Paso de Oscares, que ya había sido visitada anteriormente y algunos voluntarios que habían participado del anterior viaje, se reencontraron con los chicos, que los reconocieron y recibieron con mucho afecto. Allí se realizó el armado de una nueva biblioteca, donde se ubicaron 3 cajas de libros donados previamente por los empleados de las oficinas de Paseo Colón, se refaccionó la huerta armada en la visita anterior y se llevó a cabo un taller de lectura del cuento “El auto mágico”. Luego de la lectura, los chicos fueron invitados, para su sorpresa, a armar junto a los voluntarios distintos ejemplares del auto —que venían en kits con 20 piezas de madera reciclada— que protagonizaba la historia.

Al finalizar la jornada, la directora María Luisa “Kitta” Gómez entregó al grupo de Nidera un presente con la poesía “Miradas que suman” y una lechuza tejida como símbolo de sabiduría y protección. Los colaboradores de la empresa recibieron cada uno una pequeña lechuza, entregada por los chicos con quienes habían compartido juegos y tareas.

Desde su lanzamiento en 2012, el programa de voluntariado de Nidera promueve la participación de los empleados de las diferentes plantas del país con sus respectivas comunidades. Todos los empleados del interior tienen la posibilidad de involucrarse en los programas Escuela de Valores, Protagonistas o Pensarnos, mientras que el personal de Paseo Colón lo hace a través de Valor Rural, el programa de desarrollo local en Ojo de Agua.